CASO DE ÉXITO

Misiones Express

Las formaciones para altos directivos no eran tan efectivas como deberían. ¡Cuando el formador desaparecía todos volvían a los antiguos hábitos! Gracias al juego solucionaron el problema y mejoraron sus KPIs

Cliente: American Express

EL CLIENTE

¿Quién es American Express? Ya lo sabrás, pero te refrescamos la memoria:

American Express es una institución financiera que cuenta con más de 1700 oficinas en más de 130 países en todo el mundo. La revista Fortune la coloca en el número 95 en el ranking mundial de las compañías más grandes del mundo. Entre sus servicios se encuentran las tarjetas de crédito, los cheques de viaje, seguros, servicios de bolsa y banca en línea.

EL PROBLEMA

El bajo impacto de las formaciones

American Express destina una gran parte de su presupuesto a la formación continua de sus mandos, pero la retención del conocimiento y la puesta en práctica de los nuevos hábitos impartidos en las formaciones no eran los deseados. Cuando el formador desaparecía… ¡bam! todos volvían a los viejos hábitos.  Esto provocaba que estas formaciones no se aprovecharan al 100% y que no fueran lo eficaces que podrían ser.

 

Por lo tanto American Express necesitaba una herramienta que:

 

  • Convirtiera los conocimientos del formador en hábitos para el directivo.
  • Midiera la eficacia y el impacto de las formaciones.

 

¡Y en Prisma aceptamos el reto!

LA SOLUCIÓN

Misiones y monedas

Desde Prisma creamos una herramienta-juego donde los usuarios superaban misiones para conseguir monedas y completar un álbum de cromos.

 

Todos los días los empleados tenían una lista de misiones recurrentes que superar. Estas misiones eran los hábitos positivos que los formadores querían que calaran entre los empleados. Al superar estas misiones los empleados recibían monedas virtuales con las que compraban cromos. Además estos cromos estaban también relacionados con las formaciones impartidas, por lo tanto incluso los elementos de juego servían para reforzar la formación.

Pero además de todo esto, los usuarios completaban semanalmente una evaluación (a cambio de monedas). En estas evaluaciones los usuarios rellenaban una encuesta sobre su ambiente profesional para comprobar que los hábitos que estaban creando con las misiones estaban impactando positivamente en su día a día laboral.

 

En resumen, American Express pudo:

 

  • Hacer un seguimiento de los indicadores relacionados con la formación para medir su impacto y su eficacia.
  • Convertir las buenas prácticas impartidas en la formación en misiones dentro del juego para construir buenos hábitos entre los empleados.
  • Reforzar los conocimientos impartidos con cromos tematizados sobre la formación.
LOS RESULTADOS

El rendimiento se dispara

70%: Los usuarios que han indicado que la herramienta les ha sido muy útil para generar hábitos positivos.

 

70%: Los usuarios han indicado que la herramienta les ha sido muy útil para mejorar la comunicación con sus compañeros.

 

Entre 61% y 86%: El crecimiento de los KPIs o indicadores en tan solo un mes utilizando la herramienta.

 

¡De hecho los empleados estaban tan motivados que nos escribían emails porque querían conseguir más monedas! Por lo tanto no solo mejoramos resultados, sino que devolvimos la ilusión a los empleados por su mejora continua.

70% satisfacción
86% de mejora en un mes
ESTO TAMBIÉN PUEDE OCURRIR EN TU EMPRESA

CONTÁCTANOS

¿Quieres más información sobre este caso o sobre cómo podríamos ayudarte? Contáctanos desde la página de contacto. ¡Nos encantaría digitalizar tu empresa!

 

También puedes ver otros casos de éxito aquí.